En la actualidad las localidades piensan en el colorido

Hace unos meses difundieron en una de las cadenas de televisión mejores de este país un reportaje en donde nos destapaban las estrategias de unos cuantos profesionales de la construcción que a causa de la insuficiencia de trabajo en españa, han resuelto emigrar a América latina, brasil y colombia, naturalmente, debido a su formación, han encontrado trabajo sin poblemas, pero en situaciones de trabajo deplorables, puesto que no les hacen ningún contrato y no ganan el mismo dinero que los profesionales de la construcción en aquellas localidades. Ha llegado hasta tal punto que habitan en barriadas poco seguras de fundidor de cera porque con el salario que tienen no pueden arrendar una vivienda en una zona mejor y encima como no disponen de un convenio válido cuando se termina el tiempo de estancia en ese sitio deben partir y regresar de nuevo con la intención de que le firmen el visado como viajero y de esta manera sigan permaneciendo de visitantes.

Esta circunstancia propone diversas cuestiones, una de estas, y por supuesto la más importante, es si ya hay demasiados aparejadores. Esta cuestión nos hace pensar que el método didáctico de españa en ningún caso ha valorado la cantidad de universidades de peritos que tenemos y de las que se licencian cada año bastantes más aparejadores de los precisos. Este contratiempo por supuesto está inmerso en otros empleos, donde encontramos gran número de universitarios y pocos entendidos de la materia.

Se hacen pocos edificios y las reformas importantes necesitan el apoyo de un experto de esta materia, esta circunstancia y la gran cantidad de titulados que necesitan encontrar un trabajo dentro de este campo han generado esta ruina pues sus salarios para nada se corresponden con sus capacidades.

Y además las empresas no públicas se adjudican el mercado de las recientes edificaciones estatales con productos de peluqueria, dejando poco sitio a los despachos de arquitectura que no pueden acceder a esa oferta.

La salida de estos pequeños estudios de profesionales de la construcción va a ser la aportación particular en edificios, pabellones y además establecimientos comerciales, intentando hacer la obra en su totalidad a través de diferentes expertos de cara a finalizar la obra y sin relegar las reformas y soportes de suplemento a la obra reciente y de este modo estimular la facturación de la oficina. Se encargan igualmente de la tramitación de todos los documentos imprescindibles de cara a comenzar las obras y además reconstrucciones que aparecen en el proyecto.

Actualmente se está empezando a construir más, y peritos, arquitectos, albañiles, constructores, aparejadores, etc. tienen más ilusión de cara al futuro. Inclusive el medio ambiente está actuando en el cien por cien de las ordenaciones urbanísticas, cambiando formatos de edificación por otros bastante menos contraproducentes y también que generan menos gasto de energía. Asimismo las reconstrucciones de inmuebles tienen que realizar todas las gestiones precisas en materia de seguridad.

En la actualidad las localidades piensan en el colorido en su construcción y además la mejora del ambiente, descartando los coloridos de las construcciones de hace un tiempo.

Los aparejadores de la actualidad están más concienciados y crearan poblaciones considerando el entorno y sin duda con la intención de vivir con la máxima calidad de vida.

Comparte este post....Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn